Caterina Sforza una guerrera de Romania


Caterina-Sforza

Fuente: LeoSalute

Si de ejemplo de mujeres valientes se trata, sin duda Caterina Sforza es una de ellas, nació en 1492  una época en que el papel de las mujeres era únicamente de sumisión y buenas costumbres, pero ella supo luchar por lo que más le importaba, las propiedades que poseía para su descendencia; así lo contó Juan Antonio Cebrián en su programa español de La Rosa de los Vientos así que conozcamos un poco de su vida.

LAS VICTORIAS

Aunque fue hija no legitima de Galeazzo María Sforza, Caterina Sforza tuvo un trato y educación excelente, nunca hubo distinción por parte de los Sforza hacía su persona.

Su primer matrimonio fue con Jerónimo Riario, sobrino del Papa Sixto IV,  este les dejó el gobierno de Imola para que pudieran vivir cómodamente y a pesar de las constantes infidelidades de Riario la pareja procreo a cuatro hijos.

Tras la muerte del tío,  Sixto IV la familia quedó desprotegida y a expensas de las autoridades pontificias que querían despojarlos de todas sus propiedades, así que con todo y los siete meses de embarazo  Sforza organizó  un pequeño contingente militar para tomar el Castillo de Sant´Angelo y con esta acción no solo conservó sus tierras sino que el nuevo pontífice Inocencio VIII les concedió la plaza de Forlí.

A pesar de esta victoria, todavía no se terminaban los problemas pues las infidelidades de Jerónimo continuaban, fue así que como esposa organizó un complot para que este muriera a cuchilladas.

Por este hecho fue llevada como  prisionera junto con sus hijos, aunque logró escapar, las constantes amenazas de que matarían a sus hijos la hizo acuartelarse en un castillo y desde la muralla se levanto el vestido frente a los aliados de su marido haciendo énfasis en sus genitales dejó claro que “Tenía el instrumento para hacer otros”, con ello ganó que su primogénito Octavio Riario quedara como el legítimo sucesor de lo que tenían. pero nuevamente tuvo que defenderlas, esta vez eran los franceses liderados por Carlos VIII algo que no causó mayor problema.

SUS AMORES

Como una mujer atractiva y de buen físico tuvo una larga lista de amantes, entre ellos un joven de 19 años llamado Giacomo Feo que poco tiempo después también fue asesinado, llegando así Giovanni de Médici con él tuvo un hijo más,  el famoso héroe italiano Giovanni de Médicis, pero el amor no le duró mucho pues su amado murió en 1498.

LA ÚLTIMA BATALLA

Resignada a que el amor no era lo suyo, Caterina se preparó nuevamente para enfrentar a las tropas pontificias, esta vez a cargo de César Borgia, pariente de Alejandro VI- al cual trató de envenenar pero no funcionó, como consecuencia el vaticano la declaró enemigo público y le otorgó el apodo de La diablesa de Imola- la cuales tomaron Imola sin oposición alguna.

Pero no sucedió lo mismo en la plaza Forlí, ahí con la ayuda de Luis XII hubo una pelea aguerrida hasta que fueron masacrados todos sus soldados y Caterine fue conducida al sótano de la mansión de Luffo Numai donde era humillada con favores sexuales a Borgia, pero como este acto no iba acorde con la clase que representaba Sforza fue liberada.

Al regresar a sus tierras se encontró con que ya estaban ocupadas por la familia Orsini, por lo que únicamente se retiró en un convento de Florencia junto con su hijo Juan, murió en 1509 como la leyenda de la Guerrera de Romania.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: